"Como evitar y afrontar los problemas legales en anestesiología"

Salomón Moreno Mendoza

 

Introducción

Motivo de preocupación para los médicos y en particular para los que nos dedicamos a la practica anestesiologica es el enfrentarnos a una denuncia o demanda medica pues a la vez que esto se ha incrementado en los últimos años en forma importante en cuanto a casuística también es patente que ha repercutido en el estado emocional del medico involucrado en cuanto a la satisfacción personal sobre la prestación en el servicio que otorgamos a la población, en la seguridad patrimonial, en nuestra economía en lo particular, en cuanto al riesgo de vernos privados de la libertad o de que se sancione con una suspensión del ejercicio profesional parcialmente en tiempo o definitiva.

El dilema consiste en ¿qué vamos a hacer cuando afrontamos una denuncia o demanda medica?, Ante esto la preocupación principal consistiría en saber como evitarla y esto aplicado al principio de que la profilaxis en medicina es una forma de terapéutica también resulta útil en estas controversias legales.

En la practica cotidiana el buen trato al paciente y su entorno familiar sigue siendo imprescindible de una adecuada relación medico-paciente y tal vez nosotros mismos nos hemos mecanizado impactando de manera desagradable en la población por esa falta de atención hacia nuestros pacientes esto en forma privada y más marcado en las instituciones de salud.

También debemos de considerar entre otras cosas el progreso general en cuanto a la información en las diferentes vías de la comunicación lo que indudablemente contribuye a que la población esta mas informada sobre el tema.

Esta situación nos obliga a ser más atentos, a no descuidar el trato humano con nuestros pacientes, tenemos a la vez que superarnos en cuanto a nuestra capacidad profesional y a conocer los alcances legales del entorno jurídico relacionado con la profesión por lo que es indispensable estar adecuadamente asesorados en lo legal asistiendo a conferencias sobre aspectos en relación con las denuncias y demandas medicas, teniendo asesoría formal, tener el tiempo necesario para la capacitación y gastar un poco de dinero en esto.

 

Como evitar los problemas legales:

 

Cuando conocemos el elemental entorno legal del ejercicio profesional hemos iniciado el conocimiento indispensable para entender algo diferente a lo que en nuestra imaginación tenemos, las disposiciones legales no están prácticamente a discusión e incluso el desconocimiento de las leyes no exime de responsabilidad. Sin embargo asociados colegialmente podremos evitar sobre todo los atropellos que se cometen como actos de corrupción y para ello es conveniente establecer acuerdos los colegios médicos con las autoridades judiciales de las entidades federativas con el fin de evitar estas arbitrariedades.

La esfera legal de responsabilidad profesional medica gira tanto en torno al ramo civil como penal, siendo el primero pecuniario y el segundo sumado a dinero la privación de la libertad o el ser sancionado con la inhabilitación profesional en forma temporal o definitiva como resultado de una sentencia en contra.

Ante la deficiente capacitación legal que tenemos los anestesiólogos se hace necesario la contratación de asesoría legal para saber ubicarnos adecuadamente primero como profilaxis y segundo ante una demanda. Nos falta organización, es necesario gastar un poco de dinero y constituirnos en una agrupación fuerte. No es lo mejor el que egoístamente cada quien en lo particular decida comprar un seguro sobre responsabilidad profesional medica, es aconsejable la integración de un fideicomiso y un cuerpo colegiado de la especialidad.

 

Como afrontar los problemas legales:

Debemos tener un conocimiento elemental de los códigos civil y penal, de las disposiciones de la ley general de salud que concatena esta con los referidos códigos, el conocimiento de las disposiciones publicadas en el Diario Oficial de la Federación entre otras las que en forma normativa se refieren a la Norma del expediente clínico, la Norma técnica en anestesiología, el decreto de integración de la Comisión Nacional de Arbitraje Médico y  sus respectivas comisiones en las entidades federativas, etc.

Es de suma importancia contar con una asesoría medico-legal permanente que a semejanza de las organizaciones medicas que tenemos (como la Sociedad para el estudio y tratamiento del dolor por decir una de ellas) asistamos y contribuyamos participativamente con nuestra presencia en la exposición de la problemática y colaboremos con observaciones enriquecedoras para nuestro acervo.

Una vez sustentado en lo anterior consistente en una adecuada información y un conocimiento básico queda por hacer una buena protección del patrimonio familiar el cual deberá de constituirse legalmente y aunque para muchos aparentemente no es muy grande su cuantía resulta ser una de tantas formas de asegurar nuestra tranquilidad personal, la de la familia y la monetaria; podría comprarse un seguro sobre responsabilidad medica con el conocimiento y alcances legales establecidas en las cláusulas del contrato y sobre todo con una asesoría y representación legal del lugar de residencia para tener una economía de distancias y una tranquilidad personal.

Indudablemente que otra forma de organizarnos es que colegiadamente los miembros de la especialidad nos agrupemos constituyendo un fideicomiso.